(Sin fines de lucro)

lunes, 26 de septiembre de 2016

Reajuste anual del salario es una medida justa y correcta, afirma ministro

El ministro de Hacienda, Santiago Peña, afirmó este lunes que la medida que permite reajustar anualmente el salario mínimo en función al nivel de inflación es “justa y correcta” y que beneficia tanto al trabajador como al empleador.

Peña afirmó que la modificación del sistema de reajuste del salario mínimo es un pedido de muchos años que han tenido los gremios sindicales y que el Gobierno ha decidido estudiar seriamente mediante una mesa de trabajo instalado este año.
Afirmó que a criterio del Ejecutivo la modificación, de modo que el reajuste se haga de forma anual en función al nivel de inflación registrado, es una decisión justa y correcta. “Estamos hablando de permitirles a los trabajadores que puedan recuperar el poder adquisitivo que se ha erosionado por la inflación”, afirmó.
Destacó que la medida es incluso conveniente para el sector privado porque va a permitir que los ajustes sean menos bruscos. “Ajustes más pequeños van a hacer que el impacto sea mucho menor sobre los flujos de caja de las empresas y sobre la economía en general”, dijo el ministro en entrevista con Radio Monumental.
Peña afirmó que esta modificación es parte del proceso de modernización que el Gobierno está haciendo de la economía paraguaya en la medida en que también se va sofisticando. “Esta es un área en el que habíamos quedado rezagados y ahora tenemos que actualizarnos, no podemos esperar tres años para poder recuperar ese poder adquisitivo y lo que estamos haciendo es aplicar reglas como tienen países como Chile por ejemplo”, dijo.
El ministro señaló que el argumento de que esta modificación puede tener un efecto hiperinflacionario no tiene ningún asidero técnico y que la informalidad no puede ser un argumento para no reajustar el salario mínimo. “Eso es algo que hay que seguir atacando”, afirmó.
Finalmente aclaró que los salarios del sector público no se van a ajustar automáticamente en caso de darse el reajuste del salario mínimo al sector privado, medida que beneficiaría a aproximadamente el 20 por ciento de la Población Económicamente Activa.