(Sin fines de lucro)

miércoles, 29 de marzo de 2017

Sector público y privado trabajan en conjunto para mantener estatus sanitario

Autoridades del sector público y privado acordaron realizar acciones conjuntas fin de fortalecer el sistema de control sanitario de la ganadería a nivel nacional, a partir del escándalo sobre la carne adulterada en Brasil.  

Las autoridades de Aduanas, del Viceministerio de Ganadería, del Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa), de la Asociación Rural del Paraguay (ARP) y del Ministerio Público informaron este martes en Mburuvicha Róga del trabajo coordinado que llevan adelante en la frontera para evitar que cargamentos sospechosos de carne o animales vivos provenientes del vecino país, puedan ingresar a territorio paraguayo.
El director de Aduanas, Nelson Valiente, declaró en conferencia de prensa, que tras lo sucedido en Brasil se reunieron inmediatamente para adoptar todas las medidas preventivas que tiendan a fortalecer los sistemas de control.
“Acá el objetivo general y el bien supremo que debemos precautelar y defender es el status sanitario de nuestra carne y todo lo bien que se ha venido trabajando en todo este tiempo”, declaró al tiempo de resaltar que la carne ganó el status de marca país en el exterior y hay mucho que proteger.
Dijo que el domingo pasado se realizó un operativo conjunto entre el sector público y privado donde se detuvo seis camiones transganado que trasladan alrededor 240 vacunos muchos de ellos sin la debida documentación.
El titular de Aduanas remarcó que se buscará evitar que la carne del Brasil pueda entrar irregularmente al país, y que todo el trabajo apunta a proteger y mantener el estatus sanitario de la carne paraguaya.