(Sin fines de lucro)

martes, 9 de mayo de 2017

ANDE y comuna de Hernandarias firman convenio sobre uso turístico del Acaray

Se firma de un convenio marco entre la Municipalidad y la Administración Nacional de Electricidad (ANDE) que permitirá convertir a la Central Hidroeléctrica Acaray (CHA) en un nuevo atractivo turístico de la ciudad de Hernandarias.   


El acto protocolar se realizó en el salón auditorio del local de Paraquaria del Paraná Country Club. Estuvieron presentes el intendente municipal, licenciado Rubén Rojas, el presidente de la Administración Nacional (Ande) ingeniero Víctor Raúl Romero Solís, el director de Gestión Regional de la ANDE, ingeniero Félix Sosa, Rogelio Salaberry, entre otros invitados especiales.

El convenio tiene como objetivo la cooperación mutua entre las instituciones  en todos aquellos emprendimientos que apunten debidamente a privilegiar la atención de la ciudadanía y a la optimización de la calidad del servicio,  siempre ya sea de infraestructura o en la prestación de servicios y asesorías, así como intercambios tecnológicos o de informaciones y otras actividades.

Además se ira firmando acuerdo de carácter bilateral para la ejecución de proyectos específicos en especial en lo concerniente a la explotación del gran Lago Acaray, el cauce del Acaray tramo hasta el Puente Cabalcantti, para la práctica de deportes extremos, Rafting, kayak entre otros además la demarcación de la ruta energética, todos estos atractivos pensando en el desarrollo turístico para Hernandarias y de esa forma generar fuente de trabajo para los conciudadanos.

En este contexto, el área de turismo de la comuna, viene trabajando en un proyecto para crear lo que denominan la “ruta de la hidroeléctrica”, que incluirá a la Itaipú.

La intensión es que en este espacio se pueda desarrollar   la práctica de deportes extremos, como rafting, cayak entre otros.  “Además se trabajará para el desarrollo y demarcación  de la ruta energética, todos estos atractivos pensando en el desarrollo turístico  y de esa forma generar fuente de trabajo para los conciudadanos”.

Sanabria explicó que la ruta de la hidroeléctrica se iniciara en el Acaray, donde el turista podrá observar toda la parte técnica, luego se cruzar para  al otro lado de la supercarretera y hace el recorrido por el mirador y sobre la represa. De este punto hay un sendero boscoso de 600 metros, cuyo recorrido se podrá hacer a pie o en vehículos eléctricos, conectándose ya con los atractivos de la Itaipú Binacional. 

“Ese sendero se podrá  ir caminando o usando los vehículos eléctricos, que estará destinado principalmente para niños y personas de la tercera edad, hasta llegar al zoológico, visitar el vivero, pasar por el museo de la Tierra Guaraní y luego ir hasta la represa en miniatura.  Allí estarán esperando a los turistas los vehículos panorámicos que a hasta la represa de  Itaipú propiamente.  La idea le gusto mucho al presidente de la ANDE (Víctor Romero). Ahora tenemos que presentarle también la propuesta a la Itaipú y firman otro convenio”.

Sanabría señaló que el  titular de la  ANDE quiere que el proyecto entre en funcionamiento lo mas pronto posible, “es decir concretarlo se daría entre 30 a 60 días. En infraestructura es muy poco lo que se va hacer. La municipalidad va a traer sus maquinarias para arreglar algunos caminos, el sendero limpiar un poco, empezar a capacitar a los futuros guías y empezar a contactar con los hoteles y ponerlo en marcha”.

Recordó que hoy visitar la represa del Acaray se puede hacerlo con un permiso especial, “no es todavía un destino turístico como pretendemos hacerlo a partir de este convenio”, sentenció.    

La represa Acaray fue la primera en construirse en el país,  constituyéndose en el motor del desarrolló del Paraguay.  El 1 de agosto de 1966 se inició  la obra y dos años después, el 16 de diciembre de 1968 se concretó la inauguración de la primera etapa, con la puesta en servicio de Acaray I, con dos grupos de generadores y 94 MW de potencia instalada.

En la época en que se inauguró esta obra, había una central terminal de pequeña potencia que solamente cubría la demanda del microcentro de Asunción. A partir de la inauguración de esta central hidroeléctrica, el Paraguay empezó a tener energía disponible para su desarrollo, cubriendo todos los rincones del país.


Actualmente la central cuenta con cuatro grupos generadores que fueron instalados en dos etapas, la primera de ellas, hace 49 años atrás, denominada Acaray I y la segunda etapa, inaugurada en 1977.  El Acaray es una de las tres represas que tiene el país, pero la única en un 100% propiedad de la Ande, ya que las de Itaipú y Yacyretá son propiedad binacional con Brasil y Argentina, respectivamente.