(Sin fines de lucro)

miércoles, 24 de mayo de 2017

Informe de Itaú advierte sobre deterioro del superávit comercial y las cuentas fiscales

El superávit comercial total alcanzó 700 millones de dólares en el primer cuatrimestre del año, con una caída de 50 millones de dólares respecto a igual periodo de 2016, señala el informe de coyuntura económica, elaborado por el Banco Itaú.

Indica que el saldo comercial registrado (excluyendo las operaciones de zona franca) registró un déficit de 50 millones de dólares desde un superávit de 400 millones de dólares en el mismo periodo un año atrás. Las exportaciones totales crecieron 15,0% anual impulsadas por las re-exportaciones (+49% anual; principalmente con destino a Brasil) y por las ventas de semillas de soja (+13% anual), aceite de soja (+6%) y carnes (5,5% anual).

Las importaciones totales crecieron 21% en los primeros cuatro meses del año, por las mayores compras de bienes de capital (30% anual), de bienes de consumo (26% anual) y bienes intermedios (22% anual). Para 2017 esperamos una reducción del superávit comercial total hasta 1,0 mil millones desde los 1,4 mil millones registrados en 2016, en línea con el mayor precio promedio del petróleo.

El déficit fiscal acumulado en 12 meses a abril alcanzó 1,7% del PIB
Los ingresos tributarios subieron 2,3% anual, marcando una caída en términos reales, pero las transferencias de regalías recibidas desde Itaipú crecieron 22,9% anual. Como consecuencia, el ingreso total subió 6,0% anual en abril. El gasto primario (excluyendo intereses) se expandió 17,2% anual, impulsado por las mayores erogaciones en gasto de capital (38% anual).

 Así, en cuatro meses, el gasto primario creció 11,1% liderado por los gastos de capital (80,7%). A pesar de un ligero deterioro de las cuentas fiscales en lo que va del año, mantenemos nuestra proyección de déficit fiscal de 1,5% del PIB para este año y el próximo, en línea con la meta prevista en la Ley de responsabilidad fiscal.