(Sin fines de lucro)

jueves, 20 de julio de 2017

El Euro supera por primera vez en más de un año el nivel de 1,15 dólares

El euro había amagado con enfriar su escalada en el inicio del segundo semestre del año. La divisa comunitaria se había consolidado en 1,14 dólares, cerca de los niveles alcanzados al cierre de junio, cuando sumó más de 8% de subida en la primera mitad del año.

Sin necesidad de datos macro o de novedades monetarias destacadas, el euro ha reanudado su ascenso hasta el punto de superar, por primera vez en más de un año, el nivel de 1,15 dólares.

La divisa comunitaria, que ya había conseguido borrar todos los efectos de la subida que logró el dólar a raíz del triunfo de Donald Trump en las elecciones de noviembre, ha alcanzado máximos desde mayo del 2016 al situarse en 1.157 dólares. La libra ha frenado su ascenso después de tocar sus máximos anuales. La moneda británica había recuperado la barrera de 1,30 dólares en las últimas jornadas y al inicio de la sesión ha renovado sus máximos del año por encima de 1,31 dólares.

El dato del Índice de Precios de Consumo (IPC) de Reino Unido ha dado la vuelta a la cotización de la libra. La divisa ve peligrar incluso 1.30 dólares al conocerse que el IPC en junio se moderó a 2,6%, frente a 2,9% esperado.

Esta contención enfría la presión para una próxima subida de tipos por parte del Banco de Inglaterra.

El correctivo que registra la libra sitúa su cruce frente al euro a un paso de sus mínimos anuales. El euro se acerca en su escalada a 89 peniques, a un paso de 89,48 que alcanzó la semana pasada.

En niveles preTrump
La debilidad del dólar es extensible a su cruce con el resto de las principales divisas mundiales. El resultado es una caída a mínimos desde septiembre del 2016 en el índice dólar, que refleja su cotización respecto a las otras seis principales divisas.El detonante de las nuevas caídas que registra el dólar vuelve a tener como origen el Senado de Estados Unidos. La reforma sanitaria propuesta por Donald Trump suma un nuevo fracaso por la división que genera en el propio Partido Republicano. Cuatro senadores del partido de Trump han votado en contra de la reforma, haciendo imposible su aprobación.

Después del fracaso en la votación, Trump ha planteado cambios en la reforma para que pueda ser aprobada. Este precedente agrava las dudas sobre la viabilidad de otras medidas prometidas por el presidente estadounidense, en especial la que tendría un mayor componente “inflacionista”, “la mayor rebaja de impuestos de la historia de Estados Unidos”.

economiavirtual.com.py