(Sin fines de lucro)

lunes, 30 de octubre de 2017

Caja Fiscal busca retorno seguro de inversiones mediante la diversificación

La Caja Fiscal del Ministerio de Hacienda desde el 2013 viene invirtiendo recursos excedentes del Fondo de Jubilaciones de los Programas Contributivos Civiles en la compra de Bonos de la Agencia Financiera de Desarrollo (AFD), lo que hasta el momento ha generado una rentabilidad de USD 24,7 millones y a percibir USD 26,2 millones, lo que totaliza USD 50,95 millones. ver cuadro

Esta información fue brindada esta mañana por la ministra de Hacienda, Lea Giménez, quien estuvo acompañada por el viceministro de Economía, Humberto Colmán; el viceministro de Administración Financiera, Oscar Llamosas; la directora de la Dirección General de Jubilaciones y Pensiones, María Irene Barreto; y la directora de la Dirección de Estudios Económicos, Carmen Marín. 

Las autoridades señalaron que amparados en la Ley 4252/2010 que modifica algunos artículos de la Ley 2345/03 de Sostenibilidad de la Caja Fiscal, se propone seguir invirtiendo en Bonos de la AFD y que, en forma adicional, se cuente con la posibilidad de canalizar recursos hacia la adquisición de otros instrumentos, con los mismos criterios de seguridad, liquidez y rentabilidad. 

Se trata de una propuesta de diversificación de inversiones que permitirá reducir riesgos de exposición a un solo instrumento, elevar los retornos de manera segura y cumplir con los compromisos previsionales. La Caja Fiscal hoy no tiene esta posibilidad puesto que la norma permite invertir solamente en bonos de la AFD y/o Bonos del Tesoro y, por lo tanto, se propone ampliar las opciones hacia Bonos emitidos por Organismos Multilaterales con calificación AAA, certificados de depósito a plazo en bancos nacionales, entre otros. 

Actualmente la inversión de los recursos excedentes del Fondo de Jubilaciones de los Programas Contributivos Civiles en la adquisición de Bonos de la AFD se efectúa conforme a lo establecido en el Artículo 138 de la Ley N° 5142/14 “Que Aprueba el Presupuesto General de la Nación para el ejercicio fiscal 2014”, facultad que se ha mantenido en las posteriores leyes de Presupuesto. 

Los recursos excedentes del Fondo de Jubilaciones de los Programas Contributivos Civiles ascienden a USD 690 millones, los cuales se encuentran depositados en el Banco Central del Paraguay (BCP). A modo de ejemplo, si consideramos una inversión total de estos recursos excedentes, a futuro estaría generando en promedio intereses de USD 41 millones al año, lo que a un plazo de 5 años y tasa del 6,2% anual equivale a USD 205 millones, aproximadamente. 

Los fondos excedentes provienen de los sectores superavitarios que componen la Caja Fiscal, principalmente el programa de Administración Central. 

Por otro lado, el Ministerio de Hacienda reitera la necesidad de contar con una Superintendencia de Jubilaciones y Pensiones, con el objetivo principal de resguardar los fondos jubilatorios de los aportantes, jubilados y pensionados de las cajas previsionales. 

Finalmente, el Estado debe realizar la supervisión financiera, en primer lugar, por la alta implicancia social de los fondos jubilatorios y, en segundo lugar, porque cualquier situación de quiebre o insostenibilidad de un fondo previsional, indefectiblemente termina siendo un problema fiscal, es decir, deberá ser atendido con los aportes de todos los contribuyentes.