(Sin fines de lucro)

lunes, 30 de octubre de 2017

Dirección de Jubilaciones realiza su quinta inversión en Bonos de la AFD

La Dirección General de Jubilaciones y Pensiones (DGJP), dependiente de la Subsecretaría de Estado de Administración Financiera (SSEAF) del Ministerio de Hacienda, realizó la quinta inversión de los fondos excedentes en Bonos de la Agencia Financiera de Desarrollo (AFD).

La operación se efectuó ayer, jueves 26 de octubre de 2017, por un monto de G. 300.000.000.000, a 5 años de plazo, a una tasa de interés del 6,2% anual, con desembolsos de pagos semestrales y pago del capital al vencimiento.

Esta operación se realiza en el marco de la Ley N° 5.554/2016 “Que aprueba el Presupuesto General de la Nación para el Ejercicio Fiscal 2016”, la cual autoriza al Ministerio de Hacienda la colocación de los recursos de referencia para la adquisición de Bonos de la Tesorería General y/o de la AFD. Para el efecto, la Resolución M.H. N° 303, fechada el 20 de octubre de 2017, establece los mecanismos correspondientes para su implementación. 

La inversión se realizó mediante oferta pública a través de la Bolsa de Valores y Productos de Asunción (BVPASA), la cual acompaña el desarrollo del mercado bursátil, siendo la Caja Fiscal un participante clave. 

Por otro lado, es fundamental avanzar con la colocación de los recursos excedentes de los programas contributivos civiles de la Caja Fiscal, dado que permitirá rentabilizar los ingresos actuales para hacer frente a los compromisos de pagos de jubilaciones y pensiones. Además, contribuye a canalizar el ahorro interno en inversiones productivas en beneficio del país. En este sentido, es importante recordar que hasta el momento la Caja Fiscal ha obtuvo una rentabilidad de USD 24,7 millones, recursos que le permiten ir capitalizando a la misma, en lugar de que estos recursos permanezcan ociosos en la cuenta de depósitos que mantiene. 

Los recursos que hoy son excedentes del Fondo de Jubilaciones de los Programas Contributivos Civiles están comprometidos para el pago de las jubilaciones y pensiones de los afiliados activos y jubilados, por lo cual existe la imperiosa necesidad de invertirlos para su sostenibilidad. 

Finalmente, se debe considerar que están previstos todos los mecanismos de control para el resguardo efectivo de dichos fondos, de manera a garantizar la seguridad en la gestión de los recursos excedentes de los programas contributivos civiles de la Caja Fiscal.