(Sin fines de lucro)

martes, 28 de noviembre de 2017

Economía paraguaya requiere una formalización más eficiente y rápida,

La economía paraguaya requiere de una formalización de manera eficiente y rápida, de modo que las fuerzas productivas estén en un marco legal que les permita ser sujetos de créditos y que la ciudadanía participe en la construcción de políticas públicas, según el director de la organización Pro Desarrollo Paraguay, el exdiputado Sebastián Acha.

“Si hablamos de la contribución del impuesto, se trata de hechos, actos, obligaciones legales, que son éticamente recomendables, porque si  finalmente soy una persona que no pago mi impuesto, me voy a perjudicar a mí mismo”, aseveró el directivo al evaluar el impacto de la formalización.
En conversación con Radio Nacional del Paraguay, Acha mencionó también que trabajar de forma coparticipativa o en alianza es otro factor que contribuye al desarrollo.
En ese sentido mencionó que hay gestiones coparticipativas en el sector público y privado que fueron exitosas y sostenibles en el tiempo, como es el caso del trabajo entre el sector ganadero y el Senacsa para el combate a la fiebre aftosa.
La ONG Pro Desarrollo realiza estudios sobre la economía informal de manera a sugerir políticas para su reducción. Además, colabora con la Secretaría Técnica de Planificación (STP) para la elaboración de informes. Recientemente, la organización presentó su 4º Informe sobre la Economía Subterránea en el Paraguay, correspondiente al 2016, con datos sobre el sector económico que no declara para evadir el pago de impuestos.
Acha reflexionó que en numerosas ocasiones los mismos paraguayos somos los que ponemos freno al progreso, por diversas razones, entre ellas una que tiene que ver con lo cultural y es el pesimismo, según declaró. Agregó que la burocracia es otro de los factores principales que “espantan el emprendedurismo”.
Finalmente destacó que las perspectivas para el 2018 demuestran que la economía del país seguirá creciendo, pese a los factores regionales adversos y el “pesimismo muy marcado” de algunos sectores de la sociedad, según declaró.