(Sin fines de lucro)

jueves, 5 de julio de 2018

Paraguay debe reforzar la infraestructura, recomienda la OCDE

Según los estudios presentados por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) el crecimiento económico y la estabilidad macroeconómica alcanzados por nuestro país en los últimos 15 años constituyen un gran logro y un ingrediente fundamental para el progreso del bienestar ciudadano.

Las conclusiones de los estudios Multidimensional país (MDCR) y de Gobernanza Pública de Paraguay, fueron presentados  por parte de la delegación oficial de la OCDE y del Centro de Desarrollo que se encuentra en el país y que está encabezada por Mari Kiviniemi, secretaria general adjunta de la OCDE y ex primera ministra de Finlandia, y Federico Bonaglia, director adjunto del Centro de Desarrollo de la OCDE.

El documento presentado refiere que Paraguay ambiciona llegar a ser en 2030 un país próspero e inclusivo con un estado democrático, solidario, transparente y que promueva la igualdad de oportunidades, y que para avanzar en la senda se necesita mantener el espíritu reformista.

ESTUDIO MULTIDIMENSIONAL DE PARAGUAY
El primer volumen del Estudio Multidimensional de Paraguay realiza un diagnóstico global del desarrollo del país. El informe saluda el buen desempeño del crecimiento económico del país y los niveles de estabilidad macroeconómica logrados, así como los esfuerzos realizados en política social que han puesto al país en camino para la eliminación de la pobreza extrema.

Según este informe, Paraguay debe afrontar dos tareas clave. Primero, apuntalar las bases de un crecimiento económico sostenible en el mediano plazo, basado en la transformación de la estructura productiva del país. Segundo, progresar hacia un patrón de desarrollo más inclusivo, en el que ingresos, servicios públicos y oportunidades estén mejor repartidos entre los territorios y los ciudadanos. Para ello Paraguay debe hacer frente a siete obstáculos. Es necesario colmar la brecha de infraestructura para potenciar la inversión, adoptar un enfoque sistémico de la reforma educativa, reforzar la gobernanza pública, desatar fuentes de financiamiento del desarrollo, hacer frente a la informalidad, diseñar políticas públicas con un enfoque territorial y reforzar el sistema estadístico.

Según el segundo volumen del Estudio Multidimensional, se destaca que el país ha realizado importantes avances en la cobertura de protección social, especialmente en pensiones y programas contra la pobreza, y en acceso a salud y educación básica. Sin embargo, se menciona que para situar al país en una senda de desarrollo más inclusiva, se necesitan reformas sistémicas en protección social y salud, y un enfoque global del sistema de educación.

GOBERNANZA PÚBLICA
Por otro lado, el estudio de Gobernanza Pública de Paraguay resalta el buen desempeño macro económico, con una media anual de crecimiento del 5% durante la última década.

Se resalta además la reducción de la pobreza extrema y la mejora de las condiciones de vida. Las nuevas oportunidades económicas debido a importantes reformas estructurales y a una economía dinámica han aumentado la movilidad social y han reforzado el surgimiento de una clase media, según menciona el documento.

Cabe señalar que Paraguay inició en el año 2016 un proceso de acercamiento a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). Este proceso busca impulsar la inserción del país en el mundo y beneficiarse de las buenas prácticas que la OCDE identifica en un amplio abanico de políticas públicas. Paraguay es miembro del Centro de Desarrollo de la OCDE desde marzo de 2017 y ha entablado cooperaciones con otras instancias de la OCDE. En el marco de esta cooperación, la OCDE presentó hoy el Estudio de Gobernanza Pública de Paraguay y los dos primeros volúmenes del Estudio Multidimensional de Paraguay. Estos estudios, financiados por la Unión Europea, tienen como objetivo apoyar el proceso de reformas en Paraguay y aportar recomendaciones de políticas públicas