Brasil espera recaudar US$36.600M con venta de activos públicos en 2020

El secretario especial de Privatizaciones, Salim Mattar, detalló que entre los activos a venderse en 2020 están Eletrobras, la mayor compañía energética de América Latina, así como varias de sus filiales.
Río de Janeiro. El gobierno brasileño anunció que este año espera recaudar 150.000 millones de reales (unos US$36.600 millones) con la venta de 300 activos públicos.

El secretario especial de Privatizaciones, Salim Mattar, detalló a la prensa que entre los activos a venderse en 2020 están Eletrobras, la mayor compañía energética de América Latina, así como varias de sus filiales.

Dijo que Correos será privatizada a finales de 2021, pero descartó la privatización de la estatal Petrobras o las entidades financieras Banco de Brasil y Caixa Económica Federal.

"En 2020 tendremos una meta osada para alcanzar en términos de valor y de empresas", dijo.

El secretario anunció además que en febrero próximo el gobierno enviará un proyecto de "fast track" (vía rápida) al Congreso brasileño para agilizar dichas privatizaciones.

"Es una forma de acelerar este proceso de venta. La meta para 2020 depende de que el 'fast track' pase en el Congreso. Es fundamental para alcanzar esta meta. Sería como si fuera un atajo, es un proyecto de ley", afirmó.

Según Mattar, el proyecto pondrá a las empresas que deben ser privatizadas directamente en el Programa Nacional de Desestatización.

En 2020, el principal objetivo del gobierno es vender activos de Eletrobras y pasar el control de la propia empresa al sector privado. De los 300 activos a ser vendidos, más de 200 están vinculados a Eletrobras.

"Para mantener su participación en el mercado, Eletrobras tiene que invertir 14.000 millones de reales (unos US$3.415 millones) en los próximos cuatro años. El gobierno federal no tiene este dinero", dijo.

Mattar dio a conocer que actualmente el gobierno posee 624 activos, que incluyen 46 empresas estatales, 151 filiales, 218 empresas vinculadas y 209 participaciones.

En 2019, el gobierno brasileño recaudó 105.400 millones de reales (unos US$25.705 millones) con la venta de 71 activos públicos.

Comentarios