Guzmán se reunió con acreedores privados y hoy lo hará con el FMI

El ministro de Economía, Martín Guzmán, encabezó el primer encuentro oficial ante inversores internacionales y referentes de bancos de inversión, desde que decidió enviar al Congreso un proyecto para restaurar la sostenibilidad de la deuda pública externa, y donde insistió con la “buena fe” del gobierno de Alberto Fernández para resolver el problema.

El evento tuvo lugar en la sede neoyorquina del Council of Américas y se realizó a puertas cerradas.

“Nos fue muy bien” es lo único que el ministro expresó ante los medios de prensa, donde trascendió que Guzmán reafirmó la fecha del 31 de marzo como tope para la negociación de la deuda externa.

Según lo trascendido por fuentes que presenciaron el evento, las palabras ‘buena fe’, “plan integral” y “consistencia” fueron de las más utilizadas por el funcionario argentino durante su exposición, si bien los inversores se quedaron con ganas de conocer detalles de cuál será ese plan.

En paralelo, la provincia de Buenos Aires anunció una mejora en su oferta para los tenedores del bono BP21, al decidir adelantar el pago de intereses por U$S 7 millones si consigue la mayoría necesaria para diferir los plazos del título, lo que fue interpretado como un mensaje de ‘buena fe’ , y ‘un acto coordinado con la Nación’. Los inversores “están empezando a creer la historia del gobierno de coordinación entre el soberano y la provincia de Buenos Aires de los planes de deuda”, admitieron especialistas financieros ante la agencia Bloomberg.

Comentarios