Experto defiende precios de transferencia

Eduardo Aramayo, uno de los expertos de PricewaterhouseCoopers (PwC) en cuestiones de reforma tributaria y precios de transferencia para Latinoamérica, dijo a 5días que la nueva normativa ayuda a transparentar los procesos y a poner al país en los estándares de la región. Para el especialista, el sistema tributario paraguayo está pasando por un proceso de modernización. A su criterio, esta ley es algo que le faltaba al país para alinearse a los países vecinos.

“Es una metodología que adoptan otros fiscos justamente con el objetivo de que los contribuyentes paguen adecuadamente el impuesto a la renta”, sostuvo. Aramayo indicó que Paraguay acompaña ese proceso y que en ese sentido la norma no se aleja de lo que se ha hecho en otros países con excepción de Brasil. Señaló que esta legislación se encuentra vigente en todo el mundo, y que luego de su promulgación la norma tiene alrededor de dos años de tiempo para su aplicación.

“Yo provengo de Bolivia y si la comparamos con la norma boliviana, la paraguaya incluso es más amplia, evidentemente falta la reglamentación, allí muchos aspectos se van a arreglar más detalladamente, pero no se aleja de lo que hacen otros países vecinos”, explicó. Consultado sobre el aspecto técnico para la aplicación de la misma, el experto dijo que el precio de transferencia no necesita un sistema en sí, sino que a lo mucho tendrá que adaptarse a una declaración jurada específica, pero que no debería tener mucha complejidad.

Aseveró que esta medida viene a resguardar la base tributaria impositiva y en todos los fiscos es una ley de aplicación porque en cada país se quiere resguardar justamente esa potestad tributaria. “Se quiere poner un freno a esas transferencias de utilidades hacia otros países con tasas menores”, comentó. Sobre el examen de Gafilat, Aramayo dijo que Paraguay pasará con holgura la prueba debido a que está haciendo la tarea, explicó que este procedimiento constituye solo un paso más en la serie de acciones que debe realizar el país para ponerse al día con los modelos internacionales.

“Es un paso más para alcanzar la trasparencia”, expuso. El precio de transferencia es un estudio técnico por el cual se somete a un análisis exhaustivo los precios pactados entre compañías relacionadas a los efectos de confirmar que son realizados a valores del mercado y con eso evitar que se estén transfiriendo utilidades de una jurisdicción a otra. La nueva normativa tributaria que permite dar a la administración fiscal la posibilidad de establecer precios de transferencia empezará a regir desde el 2021.

Las nuevas disposiciones son obligatorias solo para los contribuyentes más importantes cuyos ingresos brutos en el ejercicio inmediato anterior hayan excedido los G. 10 mil millones. Además establece que la administración tributaria dictará los reglamentos de presentación, gestión y aplicación de la disposición, incluyendo la información adicional que deberá contener el estudio. Asimismo, se habilitará un registro de profesionales que pueden emitir los estudios técnicos de precios de transferencia, fijando los requisitos, términos, condiciones y plazos de duración de dicho registro.

Comentarios