Gráfico del día: ¿Podría Amazon ir camino de los 3.000 dólares?

¿Podría Amazon (NASDAQ:AMZN) subir aún más? La respuesta corta es sí.
Aunque puede que algunos inversores se hayan puesto un poco nerviosos tras conocerse que el director ejecutivo y presidente de la compañía, Jeff Bezos, estaba deshaciéndose de grandes bloques de acciones, eso no significa necesariamente que esté planeando abandonar el barco, ni refleja su estimación del valor de su compañía.

El hombre más rico del mundo acaba de comprarse una mansión monstruosa con su novia y, sin duda, tiene otros grandes gastos.

Si miramos el siguiente gráfico, está claro que todavía hay mucha demanda para las acciones del gigante de la venta online.

Amazon

Las acciones sobrepasaron la parte superior de un canal ascendente desde los máximos de principios de septiembre de 2018. Cuando las operaciones están confinadas dentro de un rango, significa que el inversor colectivo considera que vale la pena su compra en algún lugar dentro de ese rango de precios. Cuando se sale del rango por encima o por debajo, indica que ha habido un cambio en esa valoración. Eso es cierto en el caso de un patrón que dura incluso un corto periodo de tiempo, y se vuelve aún más verdadero para un patrón que ha durado 18 meses.

El reciente despunte significa que algo significativo debe haber cambiado en la suma total del equilibrio entre la oferta y la demanda para que modifique repentinamente su curso. Para ser justos, sin embargo, el precio ya tenía cierta disposición al alza desde el principio.

Para empezar, se ha establecido en una tendencia alcista. En segundo lugar, si bien sus máximos se mantuvieron estables, los mínimos han subido con el tiempo, lo que demuestra que la demanda ha sido la fuerza motriz. Una vez que la demanda absorbió toda la oferta disponible dentro del rango, se disparó para encontrar nuevos compradores dispuestos, a precios más altos. Tales movimientos crean una reacción en cadena, que conduce a otro repunte.

La MMD 50 cruzó la línea de la MMD 200, desencadenando un cruce dorado, ya que todas las estrellas se alinearon para otro repunte a largo plazo. Y, teniendo en cuenta el tamaño y la duración del triángulo ascendente, no nos sorprendería que las acciones se dirigieran ahora hacia los 3.000 dólares, en los próximos 18 meses.

Las acciones cerraron ayer por debajo de la vela de onda alta del martes, aumentando la probabilidad de un movimiento de retorno, para volver a probar el patrón de 18 meses.
Estrategias de trading

Los traders conservadores esperarían un retroceso completo, literalmente rebotando en la parte superior del triángulo, en 2.025 dólares, antes de posicionarse en largo.

Los traders moderados podrían entrar en torno a los 2.075 dólares, por encima de la congestión de enero-febrero.

Los traders agresivos podrían posicionarse en corto a contracorriente, yendo con el movimiento de retorno, antes de unirse al mercado con una posición larga propia.

Ejemplo de operación
Entrada: 2.160 dólares
Orden de minimización de pérdidas: 2.200 dólares
Riesgo: 40 dólares
Objetivo: 2.040 dólares
Recompensa: 120 dólares
Relación riesgo-recompensa: 1:3

Comentarios