Cae el precio de la carne paraguaya en sus cinco mejores destinos

La reducción de los precios van de 2,7% a 29,3% en marzo pasado, en comparación a la buena cotización registrada a principios del 2020 en Chile, Rusia, Israel, Brasil y Taiwán.

Cae el precio de la carne paraguaya en sus cinco mejores destinosLas exportaciones de carne bovina tuvieron un buen arranque este año, pero los volúmenes y precios fueron disminuyendo en los últimos meses. Este bajón se agudizará con los efectos de las restricciones sanitarias a raíz de la pandemia del Covid-19.
Chile, que el primer trimestre compró 20.476 toneladas de carne, empezó a pagar USD 4.864 por tonelada en enero, pero en febrero bajó a USD 4.674 y en marzo a USD 4.605 en promedio.

El segundo importador es Rusia, que compra carne para industrializarla. De los USD 3.566 que ofrecía por el producto paraguayo, en el último mes pagó USD 3.470 por tonelada. Este país se mantiene en el ránking de los mejores destinos, a pesar de las restricciones temporales que impuso a siete frigoríficos paraguayos, tras el hallazgo de residuos de hormonas en la proteína roja.

En el caso de Israel, un mercado que consume la parte delantera del animal por razones religiosas, se observa una caída de 9,3% en los precios de la carne, si se tienen en cuenta los valores de enero y marzo. La logística de las plantas para faenar los bovinos que se envían a ese mercado incluye un equipo especial para verificar los cortes Kosher.

Otro país de la región que se provee de carne paraguaya es Brasil, que hasta marzo compró 4.406 toneladas. Luego de sufrir un revés en sus exportaciones cárnicas a China, quedó con mayor stock y empezó a pagar menos por las importaciones, llegando incluso a bajar la cotización a Paraguay en casi 30% la tonelada en tres meses. Es la mayor caída de precios que registra el país entre sus cinco principales socios comerciales.

Por último está Taiwán, que representó una baja de 6,6% en los precios que terminaron en USD 4.512 la tonelada en marzo. Este comprador había liberado el ingreso de carne enfriada vía aérea y liberó el cupo de 20.000 toneladas anuales que regía hasta octubre del año pasado, en medio de una presión del sector agropecuario para establecer relaciones con China.

Panorama desalentador. Para el gerente general de la Cámara Paraguaya de Carnes, Daniel Burt, estas fluctuaciones aún no son preocupantes, como sí son las proyecciones de exportación en los próximos meses. Con la crisis mundial por la pandemia del coronavirus, la demanda disminuyó y la carne no es el primer producto que busque el consumidor afectado económicamente en sus ingresos.

Exportaciones. En los USD 266,6 millones que ingresaron entre enero y marzo por el envío de carne, Chile, Rusia e Israel concentran una participación del 73%.

Comentarios