BCE: esfuerzo por mantener el flujo de euros ayuda a la economía

Los esfuerzos del Banco Central Europeo para mantener el flujo de euros a través del sistema financiero mundial ayuda a que el estímulo monetario llegue a la economía real de la zona euro, así como al fortalecimiento del papel internacional de la moneda, según los miembros de la Junta Ejecutiva Isabel Schnabel y Fabio Panetta.

“Al ampliar el alcance de los acuerdos de liquidez con los bancos centrales no pertenecientes a la zona del euro, el BCE garantiza una transmisión sin dificultades de su política monetaria a todas las partes de la zona del euro”, escribieron los responsables de las políticas económicas en una publicación de blog. “Proporcionar un apoyo en las precarias condiciones del mercado también aumenta el atractivo del euro para las transacciones globales, fomentando así su papel como una moneda internacional líder”.

Desde que estalló la pandemia, el BCE ha creado una red de instrumentos de apoyo para países fuera del área monetaria para evitar cualquier turbulencia del mercado derivada de un repentino aumento en la demanda de euros.

Acordó líneas de swap con Bulgaria y Croacia, y acuerdos de recompra bilaterales con Hungría, Albania, Serbia, Rumania, así como la República de Macedonia del Norte y San Marino. Además, en junio estableció líneas de crédito precautorias que se pueden usar para intercambiar bonos gubernamentales denominados en euros o deuda supranacional de la zona del euro.

Ese último instrumento “ayudará a abordar las posibles disfunciones del mercado en caso de acontecimientos desfavorables relacionados con la pandemia, como una segunda ola de infecciones”, escribieron Schnabel y Panetta. “Si bien los mercados se han calmado un poco, la situación económica general y las perspectivas siguen siendo frágiles”.

Schnabel y Panetta argumentaron que tales medidas contrarrestan el riesgo de fragmentación que podría dificultar su estímulo monetario.

“Dado que las tensiones en los mercados de financiación de divisas pueden afectar de manera diferente a los mercados nacionales de bonos soberanos, las disfunciones del mercado podrían presentar un desafío a la solidez de la política monetaria del Eurosistema”, escribieron.

Comentarios