Volvió a caer en julio la confianza del consumidor, dice BCP

El Índice de Confianza del Consumidor (ICC), que recoge las valoraciones sobre la situación actual y las expectativas de los agentes económicos, tuvo una caída en julio pasado, marcando una reversión tras dos meses de recuperación, según datos presentados ayer por el Banco Central del Paraguay (BCP).

De acuerdo con las estadísticas oficiales, el ICC del séptimo mes del 2020 se ubicó en 42,6, inferior al 46,4 de junio pasado. De esta manera, el indicador, que se basa en una encuesta a 400 hogares, llega a cuatro meses consecutivos atascado en el terreno del pesimismo, considerando la metodología establecida por la banca matriz.

Resalta que el Índice de Situación Económica (ISE), uno de los componentes del ICC, se redujo de 25,0 a 22,7 entre junio y julio, muy por debajo del nivel calificado como neutral (50). El ISE comprende las valoraciones de los encuestados (de 18 años o más, uno por hogar) sobre la situación económica actual de la persona, del hogar y del país, con relación a un año atrás.

Por otra parte, el Índice de Expectativas Económicas (IEE), que también forma parte del ICC, se mantuvo en la zona de optimismo en julio, con un valor de 62,5,pero con una baja en comparación a junio (67,9). El IEE refleja los comentarios que realizan los encuestados sobre la situación económica esperada de la persona, del hogar y del país, para dentro de un año.

ahorro e inversión. En las encuestas mensuales que sirven para la confección del ICC se incluyen preguntas relacionadas a las posibilidades de ahorro y la predisposición para las compras de bienes durables (electrodomésticos, casas, autos y motos).

Conforme a los datos del Banco Central, el 16,3% de los encuestados respondió que tiene posibilidad de ahorrar, lo cual representa el tercer mes consecutivo con el indicador al alza. Sin embargo, este porcentaje todavía se encuentra por debajo de los niveles alcanzados en el periodo previo a la pandemia.

En cuanto a la predisposición de los agentes para realizar compras de bienes durables (específicamente, electrodomésticos y casa), las estadísticas reflejan una mejora paulatina desde mayo, pero, como ocurre con el caso anterior, los porcentajes están distantes de lo que se registraba antes de que estallara la situación sanitaria por el Covid-19. La recuperación se da en línea con el avance de la flexibilización de la cuarentena inteligente, refieren los técnicos del BCP.


Se prevé mayor caída del PIB, según EVE de agosto

El Banco Central también dio a conocer ayer los resultados de la Encuesta de Variables Económicas (EVE) realizada en agosto. En lo que respecta a las expectativas de crecimiento económico, los agentes esperan una contracción de 3,4% del producto interno bruto (PIB) para el cierre de 2020, lo cual marca un ajuste con relación a la caída de 2,5% que se estimaba en julio. Además, se espera que la inflación cierre en 1,8% y que la tasa de política monetaria quede en 0,75%.

Comentarios