Proteccionismo y falta de liderazgo frenan avance del pacto UE-Mercosur

Analistas consideran que el mal momento del libre comercio, exacerbado por las políticas proteccionistas y la falta de liderazgo en ambos continentes, dificulta el avance del acuerdo.

La crisis del multilateralismo, con la competencia entre Estados Unidos y China de fondo, y el menor empuje de los actuales líderes de la UE y el Mercosur explican las dificultades para sacar adelante el acuerdo entre estos dos últimos bloques, según los analistas.

El pacto entre la UE y el Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay), cerrado en 2019 tras veinte años de negociaciones, debe aún ratificarse, aunque Francia, Holanda y Austria, críticos con la política ambiental brasileña, amenazan con rechazarlo.

El contexto internacional no ayuda a superar los escollos en un momento “malo para el libre comercio”, como apunta a Efe Anna Ayuso, experta del Barcelona Centre for International Affairs (Cidob).

El sistema multilateral que representa la Organización Mundial del Comercio ha sido duramente cuestionado por EEUU durante la presidencia de Donald Trump, en medio de su tendencia al proteccionismo y el repliegue de los países, que puede acentuarse por la crisis del coronavirus.

PROTECCIONISMO. Ayuso considera que en la UE se ha manifestado “un tipo de proteccionismo que se ampara en la protección del medio ambiente”, concretamente de la Amazonia brasileña.

Argumenta que el acuerdo UE-Mercosur ya refleja el compromiso por cumplir el Acuerdo de París contra el cambio climático, a lo que puede añadirse un anexo que establezca mecanismos de seguimiento, como exigen los ecologistas.

“América Latina mantiene esa ventana de oportunidad (a favor del tratado)” y “Europa no puede permitirse” echarse atrás, asegura la especialista.

No solo por una cuestión de imagen o por defender el multilateralismo, sino también porque a la UE le permitiría estrechar lazos en una región donde EEUU mantiene una fuerte influencia y China “se está comiendo gran parte del pastel”.

COMPETENCIA COMERCIAL. Para el profesor emérito de Economía y Finanzas de la escuela de negocios Esade Roberto Tornabell, China ganará posiciones si la UE se "retira" del Mercosur, lo que también puede beneficiar a otros competidores de Asia-Pacífico como la India o Indonesia.

“En el mundo, solo queda América Latina como gran proveedor agropecuario”, subraya Tornabell, que cree que detrás de las reticencias de países como Francia se esconde el deseo de proteger a sus agricultores de las importaciones de productos agropecuarios, por lo que propone conceder compensaciones a quienes salgan perjudicados.

DEBILIDAD. Al debilitamiento del sistema multilateral se suma el de la propia UE por sus fracturas internas y su menor relación con EEUU, según el decano de la Facultad de Ciencias Empresariales de la Universidad Católica del Uruguay, Ignacio Bartesaghi.

Recuerda que el acuerdo entre la UE y Mercosur estuvo impulsado por los “intereses geopolíticos” de ambos lados, aunque ahora adolece de falta de liderazgo.

Bartesaghi también echa en falta un liderazgo europeo ahora que la canciller alemana, Angela Merkel, “está de salida” y el mandatario francés, Emmanuel Macron, se ve sometido a “presiones internas”.

El investigador de la Universidad de Buenos Aires Damián Paikin resalta que el pacto es, para el Mercosur, “una oportunidad de volver a ubicarse en el eje atlántico”, tras años de creciente influencia china en la región.

Fuente:https://www.ultimahora.com/proteccionismo-y-falta-liderazgo-frenan-avance-del-pacto-ue-mercosur-n2914526.html

Comentarios